ss

Aché y Biosintética disponen de una gestión ambiental planificada y ejecutada con base en las normas ISO 14001 y OHSAS 18001, referencias internacionales para el control de procesos, de calidad y de eficiencia en la gestión de impactos e indicadores. La Compañía fue la primera del sector farmacéutico que obtuvo esas certificaciones en Brasil.

Otro aspecto importante es la Política de Seguridad del Trabajo, Salud Ocupacional y Medio Ambiente (Sesma), en la cual Aché expone su compromiso con la preservación ambiental, salud ocupacional, seguridad y con el entrenamiento y formación de sus colaboradores, adoptando actitudes responsables, seguras y con el menor impacto posible. 

Desde 2000 hace la gestión de sus residuos. Ese es un trabajo de concienciación permanente que abarca a todos los colaboradores de la Empresa. Los procesos están volcados hacia focos específicos:

·        Estación de tratamiento de efluente: tratamiento eficiente de agua residual de procesos industriales antes de destinarse a la red recolectora.

·        Incineración de residuos: proceso de destrucción térmica de residuos peligrosos oriundos de un proceso farmacéutico, realizado bajo alta temperatura, garantizando así la reducción del volumen de residuo, peso y característica de peligro.  

·        Co-procesamiento de residuos: es un tratamiento final ambientalmente correcto, que utiliza hornos de cemento, aprovechando la energía contenida en los materiales (residuos) con poder calorífico específico, por medio de la sustitución de las materias primas y operación reglamentada.

 ·         Compostaje: técnica aplicada para controlar la descomposición de materiales orgánicos, con la finalidad de obtener un material estable, rico en humus y nutrientes minerales (con atributo físico, químico y biológico). Este proceso permite disminuir la cantidad de basura destinada a los vertederos.  El volumen tratado en 2016 fue de 60 toneladas. 

·        De ojo en el aceite: programa desarrollado en alianza con el Instituto Triângulo, volcado hacia el recogimiento de aceite de cocina, que se pasa a utilizar para producir jabón artesanal de uso doméstico. Para eso, se ponen a disposición recolectores en las plantas de Guarulhos y Nações Unidas. 1603 litros de aceite recaudados en 2016.

·         Papa Pilas: recolectores distribuidos en las plantas Guarulhos y Nações Unidas para el desecho correcto de pilas y baterías, evitando que estos residuos se dejen en basurales y causen una contaminación al suelo y a la napa freática. 

·         Tratamiento de Lámparas: proceso de descontaminación y reciclaje de las lámparas, separando los terminales y todos sus componentes. Garantizando la integridad del medio ambiente, con base en una operación reglamentada.

·         Proyecto Funap: realizado en conjunto con FUNAP - Fundación “Prof. Dr. Manoel Pedro Pimentel”, desde 2012, ofrece oportunidad de trabajo a la población carcelaria, por medio de actividades de operación, separación y tratamiento de residuos orgánicos, transformándolos en subproductos para compostaje.

·         Reúso del agua: El agua desechada en procesos internos es tratada y reutilizada en el enfriamiento de losas y en jardinería, entre otros fines. Está en estudio un proyecto para reutilizar el recurso, también, en baños.